Neurofeedback para el tratamiento de TDAH - Nepsa Rehabilitación Neurológica

923 057 037

info@nepsa.es

Neurofeedback para el tratamiento de TDAH

La Asociación Alemana de Sociedades Médico-Científicas (AWMF) ha publicado una guía de directrices para el tratamiento del Trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) en niños, adolescentes y adultos. En este dossier, la AWMF recomienda Neurofeedback para el tratamiento de TDAH.

La AWMF es una asociación, fundada en 1962, que aglutina en la actualidad a 179 sociedades médicas de Alemania. Específicamente, se encarga de asesorar sobre cuestiones fundamentales e interdisciplinarias de medicina, así como, de promover la cooperación entre sus sociedades miembros. Además, persigue la transferencia de conocimiento científico a la práctica médica.

La guía que ha publicado esta asociación está dirigida al público en general: pacientes con TDAH, familiares, psicólogos y médicos, entre otros. En ella se pueden encontrar una serie de recomendaciones acerca del diagnóstico y tratamiento del TDAH.

 

Trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH)

El TDAH es un trastorno del desarrollo neurológico con etiología heterogénea.

Su prevalencia varía en función de la edad y de los criterios diagnósticos empleados. A nivel general, se considera que, en la infancia y la adolescencia su prevalencia es del 5,3%. Mientras que en la edad adulta esta se sitúa en un 2,5%.

Según la última edición del “Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales” (DSM-5) entre las manifestaciones clínicas del mismo se encuentran:

  • Inatención:
    • Fallos en prestar atención a detalles o errores por descuido en tareas escolares, en el trabajo o durante otras actividades.
    • Dificultad para mantener la atención en tareas o actividades recreativas.
    • La persona parece no escuchar cuando se le habla directamente.
    • No se siguen instrucciones y no se terminan las tareas escolares, los quehaceres o los deberes laborales.
    • Dificultad para organizar tareas y actividades.
    • La persona evita, le disgusta o se muestra poco entusiasta en iniciar tareas que requieren esfuerzo mental sostenido.
    • Perdida de cosas necesarias para tareas o actividades.
    • La persona se distrae con facilidad por estímulos externos.
    • Olvido de las actividades cotidianas.

 

  • Hiperactividad e impulsividad:
    • La persona juguetea con las manos o los pies.
    • Se levanta en situaciones en que espera que permanezca sentado.
    • Corretea o trepa en situaciones en las que no resulta apropiado.
    • Es incapaz de jugar o de ocuparse tranquilamente en actividades recreativas.
    • Está “ocupada”, actuando como si “le impulsara un motor”,
    • Habla excesivamente.
    • Responde inesperadamente o antes de que se haya concluido una pregunta.
    • Le es difícil esperar su turno.
    • Interrumpe o se inmiscuye con otros.

 

No obstante, además, las personas con diagnóstico de TDAH también suelen presentar déficits en las funciones ejecutivas, alteración en los procesos motivacionales y de aprendizaje, trastornos del sueño, problemas de alimentación y déficits en la capacidad de autorregulación.

 

Recomendaciones de la AWMF para el tratamiento del TDAH

En primer lugar, la AWMF recomienda informar a los niños, adolescentes y adultos con TDAH sobre las opciones disponibles de tratamiento, así como, preguntar a estos acerca de los objetivos que quieren conseguir.

Por otro lado, según la asociación, se debe considerar que en la elección del tratamiento del TDAH hay que tener en cuenta los factores personales, los factores ambientales, la gravedad del trastornos y la posibilidad de existencia de trastornos comorbidos.

Igualmente, es aconsejable que el tratamiento del TDAH incluya intervenciones psicosociales y farmacológicas, así como, intervenciones complementarias de acuerdo con la sintomatología individual del paciente, el nivel de funcionamiento, la participación y las referencias.

Por último, la AWMF recomienda Neurofeedback para el tratamiento de TDAH. No obstante, como señalan desde la asociación, el neurofeedback debe aplicarse, de acuerdo con el protocolo de tratamiento estándar, como parte de un de plan integral para el TDAH. Además, debe emplearse en niños mayores de 6 años, utilizando protocolos bien estudiados, y el número de sesiones debe oscilar entre 25 y 30.

 

Referencias

  • American Psychiatric Association. (2013). Diagnostic and statistical manual of mental disorders (DSM-5). American Psychiatric Publishing.
  • Arbeitsgemeinschaft der Wissenschaftlichen Medizinischen Fachgesellschaften (2018). Langfassung der interdisziplinären evidenz – und konsensbasierten. Leitlininre «Aufmerksamkeits defizit / Hyperaktivitätsstörung im kinders, jugend und erwachse henalter».
Sigue nos o da un me gusta:
error

Alba Arenas Rodríguez

Divulgación Científica "NEPSA Rehabilitación Neurológica". Doctoranda en Psicología en la Universidad Complutense de Madrid (Línea de investigación: Neurociencia cognitiva y Psicología experimental). Máster en Neuropsicología en la Universidad de Salamanca. Licenciatura en Psicología en la Universidad de Salamanca.

Leave a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

WhatsApp Escríbenos

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario. Si sigues navegando, entendemos que das tu consentimiento a nuestra política de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar